0 Liked

Desarrollando Tu Capacidad de Creerle a Dios

Esta mañana continuamos con nuestra nueva serie titulada “Enfoque Refinado”, con una mini-serie dentro de ella, titulada “Concentrándose en La Palabra“. Estamos utilizando a Josué como nuestro ejemplo de estudio. Hemos repasado ya los ocho primeros versículos en el libro de Josué, ya que son la clave central para la asignación y el éxito de Josué. Esta mañana me siento guiado a repasar nuevamente estos versículos  y el contexto en el que fueron escritos.

 

¿Qué significa esto para ti hoy?  Vamos a comenzar.

 

 

1.  Si permaneces fiel y te concentras, tu día llegará. A Josué le tomó 40 años. El retraso no fue culpa suya. Pero Josué se mantuvo enfocado durante 40 años hasta que llegó su día. No te equivoques, todos tenemos que esperar en Dios y cómo lo hagamos es de suma importancia.

 

2.  Las tareas propias del tamaño de Dios requieren una confianza total en Él. Después de los 400 años de esclavitud les siguieron 40 años en el desierto, y Josué fue el encargado de llevar una nueva generación a tomar posesión de nuevas tierras. Este fue un territorio desconocido para ellos. La muerte de Moisés marcó una nueva temporada y a Josué le fue encomendado llevar a gente sin preparación a una batalla contra los gigantes expertos, en terrenos familiares para los gigantes y desconocidos  para los Israelitas. ¿Qué significa esto?  El punto es que Dios te llevará a hacer cosas que parecen imposibles. Él te dirá cosas como: “Te estoy dando esto a ti“, o “Ya es tuya“, a pesar de que tomar posesión de la misma requerirá de una pelea. Josué tenía que ser fuerte y muy valiente. Tenía que mantener su mente fija en Dios. Tenía que mantener su fe con el interruptor en posición de “ENCENDIDA“. ¿Sabes qué? Tú tendrás que hacer lo mismo.

 

3.  Tú estás limitado únicamente por lo que crees que Dios puede hacer. Originalmente, Dios dijo a Abraham que podría tener tanta tierra como pudiera “ver“. Esta no era una vista física, sino espiritual. Dios estaba dando a Abraham toda la tierra en la que pudiera creer por. 440 años más tarde, el Señor describió la tierra a Josué. El dijo: “Toda la tierra desde el desierto hasta el Líbano todo el camino hasta el río grande (es decir, el río Eufrates) y toda la tierra de los hititas será suya. Y toda la tierra de aquí hasta el Mar Mediterráneo en el oeste (es decir, el lugar donde se pone el sol) estará dentro de sus fronteras “.

a.  Abraham y sus descendientes recibieron en la medida de aquello en lo que creyeron. Lo mismo se puede decir de ti y de tus descendientes.

b.  ¿En qué se le puede creer a Dios? Dios es un Dios sin límites, pero su manera de actuar en tu vida se limita verdaderamente a su capacidad de creer.

c.  Meditar/ medicarte en la Palabra de Dios hará que puedas ampliar tu capacidad para creer en Dios. Entre más se cree en algo, más se abra el corazón para recibir.

d.  Cualquier límite que se ve en tu vida, mientras caminas con Dios, es un límite que determinaste tu. Dios no tiene límites.

e.  Es difícil recibir lo que no se puede percibir. En otras palabras, tienes que VERLO antes de que pueda SERLO. Es por esto que es tan importante que medites /te mediques en la Palabra. Entre mas Palabra pongas en tu corazón, más te verás a ti mismo como Dios te ve. Entre más puede VER, podrás SER.

 

Me voy a detener aquí por hoy.

 

 

Declaración de Fe: Padre, este es un tiempo de enfoque refinado para mí.  En esta temporada hago un esfuerzo consciente en meditar y medicarme en Tu Palabra. Pongo Tu Palabra delante de mis ojos todos los días. Pienso en ella todos los días y durante todo el día. Tus palabras son vida para mí, son la salud y la curación de toda mi carne. No vivo solamente por pan. Vivo de cada Palabra que hablas. Entre mas Palabra pongo en mi corazón, más aumento mi capacidad de creerte, puedo VER más, y más puedo SER. ¡No por mi poder, sino sólo por Tu gracia! ¡Declaro esto por fe! En el Nombre del Señor Jesucristo.  Amén.

 

¡Esta es la Palabra de Hoy! Ponla por Obra y Mejora.