0 Liked
  • March 06, 2014
  • Comments are off for this post.

El Amor de Dios

(Juan 14:21 NTV) “Los que aceptan mis mandamientos y los obedecen son los que me aman. Y, porque me aman a mí, mi Padre los amará a ellos. Y yo los amaré y me daré a conocer a cada uno de ellos.”

Esta mañana continuamos con nuestra serie “La Gracia que es Simplemente Maravillosa al enseñar que “Minimice Su Humanidad y Maximice Su Divinidad.” La semana pasada pasamos algún tiempo en el capítulo 14 de Juan. Después de estudiar los capítulos 5, 6, 8 y 12, y al ver como Jesús obraba en la tierra, en el capítulo 14 aprendimos que Jesús espera que nosotros hagamos lo que Él hizo, para vivir como Él vivió, a escuchar al Padre, y a tener un impacto Celestial a donde quiera que vayamos. En nuestro último mensaje aprendimos que la clave para escuchar a Dios es entender que el Espíritu Santo (Dios Mismo) vive dentro de nosotros. Dios quiere hablarnos, guiarnos, y revelarnos Sus planes a nosotros, pero debemos estar dispuestos a escuchar. También debemos estar dispuestos a HACER lo que Él nos dice que hagamos. Anteriormente en este capítulo Jesús dijo, “Si me aman, guarden Mis mandamientos.” El punto que hace Jesús es que mostramos nuestro amor a Dios simplemente haciendo lo que Él nos dice que hagamos. Después, en el mismo capítulo, Jesús dijo “Los que aceptan mis mandamientos y los obedecen son los que me aman. Y, porque me aman a mí, mi Padre los amará a ellos. Y yo los amaré y me daré a conocer a cada uno de ellos.”

¿Qué es lo que significa esto para usted hoy? Aquí tiene algunos puntos:

1. Usted muestra su amor a Dios a través de la obediencia. Jesús dijo, “Si me aman, guarden Mis mandamientos” y “Los que aceptan mis mandamientos y los obedecen son los que me aman.” ¿Ama usted a Dios? Entonces simplemente haga lo que Él le dice que haga. Dios quiere alcanzar al mundo a través de usted. Él quiere hacer lo imposible a través de usted. Él quiere obrar lo sobrenatural a través de usted. Sin embargo, para hacerlo, Dios le guiará a intentar cosas que usted no puede hacer sin Él, y simplemente quiere que usted de un salto, con fe, aun con el riesgo de aparecer como tonto, y cuando lo haga, ¡Él hará lo que usted no puede hacer y el mundo verá al Señor Jesús EN usted!

2. Mientras le expresa su amor a Dios, usted sentirá Su amor en otro nivel. Jesús dijo, “Y porque me aman a mí, mi Padre los amará a ellos. Y yo los amaré y me daré a conocer a cada uno de ellos.” Cuando usted vino a Dios por primera vez experimentó Su amor, porque sin éste no podía haber Nacido de Nuevo. Pero al principio, usted no sabía como corresponder a ese amor de Dios. Entre más crece en Cristo, y entre más hace morir su yo interno y al pecado, usted puede expresar más su amor a Dios y experimentar más y más el amor de Dios. Cuando llega a este punto usted experimenta el amor de Dios en un nivel más alto y eso lo cambia para siempre. ¡La verdad más grande que he aprendido es que Dios me ama!

3. Entre más obedece a Dios, Él se le revelará más y más a usted. Jesús dijo, “Y, porque me aman a mí, mi Padre los amará a ellos. Y yo los amaré y me daré a conocer a cada uno de ellos.” Al demostrarle su amor a Dios obedeciendo aquello que Él quiere que haga, no solamente estará experimentado el amor de Dios en otro nivel, sino que Dios se le revelará en otro nivel también. ¿Por qué Dios habría de revelar las profundidades de Su naturaleza a alguien que no está dispuesto a obedecer todo lo que Él dice? Sin embargo, cuando Dios encuentra a alguien que está comprometido a hacer cualquier cosa que Él le diga, aun bajo el riesgo de verse tonto, entonces Dios se revela a Sí Mismo al hijo sometido en una forma reservada únicamente para aquellos que están dispuestos a hacer morir su yo interno.

Declaración de Fe: Padre, te doy las gracias por Tu inmerecida gracia y por tu amor perpetuo. Tú me amaste tanto como para mandar a Tu Hijo Jesús a morir por mí, aun cuando no te sirva para nada.Tú me amaste mientras yo era un pecador. Jesús me amó tanto como para morir en mi lugar. El Espíritu Santo me ama lo suficiente como para vivir en mí, aun durante aquellas veces en las que lo expuse a cosas que lo avergüenzan. Gracia Padre por Tu amor y Tu gracia. Tú eres mucho más de lo que merezco. Por fe declaro que probaré mi amor hacia Tí haciendo aquello que me digas que haga. Yo obedezco Tus mandamientos. Yo sé que quieres ser de impacto al mundo a través de mí. Por lo tanto, yo trataré de hacer cualquier cosa que Tú me digas que haga, aun cuando yo sepa que eso sobrepasa mi capacidad humana. Yo despegaré, con fe, aun bajo el riesgo de verme tonto. Lo que es imposible para el hombre es posible para tí, así que estoy listo, decidido y abierto a intentar aquello que es humanamente imposible por medio de Tu poder sobrenatural. Yo menguo para que Tú aumentes a través de mí. Y al hacerlo, Tú Te revelará en un nivel más alto. Yo te demuestro mi amor haciendo morir mi yo interior y viviendo para Tí. Tú entonces derramarás Tu amor en mí, a un nivel más alto, y eso me cambia para siempre. Yo te amor, Tú me amas, y Tu amor es el combustible que me mantiene corriendo, aun cuando me dan ganas de darme por vencido. Yo declaro esto por fe. En el Nombre del Señor Jesucristo. Amén.

¡Esta es la Palabra de Hoy! Póngala por Obra y Mejore.